miércoles, 1 de marzo de 2017

Nelfi Ibáñez Guerra, entrenadora de fútbol 'Estoy a punto de colgar los cachos'

Es la única mujer en el mundo que dirigió a un equipo de varones de una segunda división, fue en Perú a los Hijos de Acosvinchos. Vio pasar a tres técnicos de Barcelona, estuvo en la era de Frank Rijkaard, Josep Guardiola y del extinto Tito Vilanova, opinando, armando estrategias, ahí en el banquillo de uno de los clubes más importantes del mundo. Parece que eso no es suficiente. Su condición de mujer la ha dejado "estancada" en su carrera como técnico profesional de fútbol, gracias al machismo. Lleva poco más de ocho meses parada sin dirigir y ya está pensando en "colgar los cachos", dice. Nelfi Ibáñez quiere dirigir una selección Sub 15 de varones, volverá a insistir a la actual dirigencia futbolera a la cabeza de Marcos Peredo y al entrenador de la “Verde”, Mauricio Soria, para que le den la oportunidad de demostrar lo que ella sabe.

P. Tuvo la oportunidad de estar con tres entrenadores de Barcelona, ¿qué experiencias le quedan de eso?
N.I.: Estuve con el club Barcelona, hice una pasantía, en ese entonces estaba Frank Rijkaard, hablé con él para poder participar, ver cómo andaba el equipo, le encantó muchísimo que sea entrenadora de fútbol. Me deja un excelente recuerdo. Luego entró Josep Guardiola, me quedé un tiempo, no pude opinar, contrarrestar jugadas. Coordiné bastante con el difunto Tito Vilanova. Un día me gustaría estar con toda esa gente y grabar las impresiones que tienen de mí.

P. ¿Qué hizo al retornar al país?
N.I.: Cuando volví al país hablé con dirigentes del club Aurora para poder dirigir, les envié mi currículum, que yo me sentía capaz de dirigir un equipo, aparte que estaba descendiendo y les dije que me dieran tres meses para que lo mantenga en primera. Luego hablé con Sport Boys igual me dijeron, mandé mi CV. Hablé inclusive con las inferiores de Bolívar y me dijeron lo mismo. Hablé con el entonces presidente de la Federación Boliviana de Fútbol, Rolando López, para que me den una Sub 15. Quiero demostrar mi capacidad, pero no dejan, no te permiten. No quiero pensar que porque soy mujer.

P. ¿Qué le sugirieron?
N.I.: Me dijeron que hable con Guillermo Hoyos, lo hice y me quedó un sabor amargo porque parece que no le gustó. Me dijo que si yo quería dirigir una Sub 15, que yo le estaba quitando el puesto y que esto estaba manejado a nivel político. Le dije que muchas gracias, que mucha suerte. Eso fue antes del partido contra Perú.

P. ¿Es difícil que una mujer dirija un equipo de varones en una Liga profesional?
N.I.: Hay más machismo en Sudamérica que en otro lado. Soy la primera mujer del mundo que ha dirigido equipos de hombres. Eso muy es fuerte para los dirigentes. Eso lo pude ver en Perú, porque estuve a cargo Hijos de Acosvinchos. Tuve mucho aprecio con los dirigentes y ellos me dijeron que si me dejaban entrar en el mundo del fútbol en Perú, en realidad las mujeres se les vendrían encima y era el momento de no dejarme entrar para que las demás mujeres no puedan hacer lo mismo que hago yo.

P. ¿Le dieron alguna selección nacional?
N.I.: Entrené a la selección boliviana femenina y me dieron siete días para poder armar un equipo. Obviamente que no fue mucho tiempo, peor si se trata de fútbol femenino, porque no tiene base en nuestro país ni en otros. Hay que trabajar bastante y eso lleva tiempo. Trabajé en el aspecto defensivo para que no nos den una goleada y fuimos a Colombia e hicimos un papel regular. Clasificamos. Las chicas jugaron muy bien y nos tocó contra los anfitriones y nos ganaron 3-2.

P. ¿A qué se dedica en la actualidad?
N.I.: Desde junio del año pasado me encuentro parada, intentando entrar a la selección. Quiero trabajar con grupos de varones base, una Sub 15. Si hago mal papel yo me voy a ir y no voy a molestar más. Sé lo que he aprendido, sé la experiencia que he tenido. No me gustaría salir del país solo por mi familia. Espero que me den una oportunidad.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada